Los prestigiosos oftalmólogos Dr. Jesús Suárez y Dr. Alberto Ollero han elegido las instalaciones de Concheiro Centro Médico Quirúrgico para poner en marcha el gran proyecto de su vida profesional: una clínica oftalmológica que aspira a ser un referente en Galicia.

Las enormes dosis de ilusión y confianza con que abordan este proyecto se refuerzan con una experiencia de más de veinte años en el campo de la oftalmología y el mejor equipamiento disponible en la actualidad.

Poniendo el foco en la persona, su principal objetivo es ofrecer una atención personalizada, dedicándole a cada paciente el tiempo y los medios necesarios para proporcionarle una solución integral a sus problemas oculares.

Esta apuesta la realizan en las recientemente remodeladas instalaciones de Concheiro Centro Médico Quirúrgico, con el fin de que los pacientes y sus acompañantes dispongan de un entorno de máximo confort, así como de unos quirófanos con la última tecnología, de modo que quienes necesiten tratamiento quirúrgico no tengan que desplazarse fuera de la clínica.

La amplia experiencia de ambos profesionales, el equipamiento más puntero y el hecho de que se ponga el foco en la persona permitirá recuperar esa medicina cuya base es la relación médico-paciente y que genera una sensación de confianza mutua, algo que, sin duda, contribuirá al éxito de cada caso.

Somos especialistas en cirugía de la catarata, glaucoma, patología de la retina, uveítis, diabetes, estética ocular, oftalmología pediátrica, etc.

Hemos apostado muy fuerte por el tratamiento del ojo seco, una enfermedad muy frecuente, presente en más de cinco millones de españoles, que causa malestar, problemas de visión e inestabilidad de la película lagrimal, y que puede dañar la superficie ocular, por lo que resulta muy invalidante.

La preocupación por esta dolencia se ha materializado en la compra del Eye Light, un equipo que supone una revolución en el campo de la oftalmología y que actúa generando una luz pulsada, sin entrar en contacto con el ojo y sin producir ninguna molestia.

Este tratamiento se realiza con una sesión al mes durante tres meses. Luego es conveniente repetirlo una o dos veces al año como recuerdo. Además de ser una terapia muy cómoda e indolora, su beneficio más destacado es que consigue, en la mayoría de casos, una recuperación de la calidad de la lágrima a partir de la primera sesión, mejorando la lubricación de la superficie ocular al disminuir la evaporación de la película lagrimal y, con ello, también la calidad de vida del paciente.

Les esperamos en nuestra nueva consulta para solucionar sus problemas de vista y procurarles la mayor salud ocular.

Ofrecemos un servicio de financiación a medida. Para más información, consulte condiciones en Admisión o llamando a los teléfonos 986 413 244 / 986 413 444.